2013-10-08 : BAPTISTE DEBOMBOURG, repercusiones creativas

Los conceptos de construcción y destrucción no siempre están conectados con los polos positivo y negativo respectivamente. No todo es blanco o negro, sino que su color depende del lado desde el que observamos, y en la vida hay veces que la mejor opción no es otra que la destrucción de lo establecido. Llevado al arte, este tipo de estética hace más patente esa dualidad paradójica. Baptiste Debombourg es un buen ejemplo de destructor/creador.



Las obras de Debombourg, esculturas, instalaciones y dibujos principalmente, reflejan las destrucción en términos cotidianos... lunas de cristal, parabrisas, espejos, muebles y televisores rotos, e incluso palomas atropelladas sobre el asfalto, elementos que podrías encontrar en la calle como parte de un escenario decadente, se transforma en manos de Baptiste en obras de arte que nos hacen reflexionar, en muchas ocasiones a través de la ironía, sobre este plano de la realidad, pero especialmente sobre que podemos hacer tras un proceso de destrucción.